Seguidores

jueves, 6 de enero de 2011

Dolor

Ya mi omega conoce tus secretos
enclaustrada he cosido mis labios.

Ay de mi risa que pavimentó tu camino
no pude guardar nada
he regalado parte de mi oscuro destino.

Ondea y navega mi espíritu libre,
radiante la hoguera a mis pechos prendida
duelen las verdades que cuelgan de mi pelo.

Mi copa se lleno de culpas
hasta que la gota rebaso mi universo,
y estalle en nuevas vidas
sentenciando la razón a un oscuro rincón.

Vi a mi alrededor las sombras del ayer,
calientame horizonte,
ya es hora de apurar el tranco.

1 comentario:

Rubén dijo...

Carmen: Gracias por tus palabras, el arte se presenta de múltiples formas, leyendo tus trabajos tengo una clara conciencia de ello.
Voy a seguir tu labor con mucho interés.
Un saludo muy especial.