Seguidores

lunes, 21 de septiembre de 2015

Temblor grado 8.4

Pongo oreja y escucho,                                
mi cabeza da vueltas,
No, no es mareo.
Me ha visitado un temblor.

Tengo dos opciones
ignorarlo,
por pedestre, entrometido
y nada de casual

O tomarlo en serio
y compartir esta visita
independiente de la escena
política

Remecer la tierra
no es cosa poca,
                                               se mueve la conciencia
                                                          8.4 grados

Nadie queda en sus cabales
cuando se entromete
por la cornisa, por los vidrios,
ranuras y tejados.

Temblor de trasnoche
a medio filo, de amanecida 
estentóreas replicas
-¿Que quieres revelar?

Nadie se ausenta de su alma,
nadie sabe si estará aquí
para contar  algo
 el día del Juicio Final





14 comentarios:

Rafael dijo...

Difícil dilema...
Un abrazo.

Adriana Alba dijo...

Hasta aqui lo hemos sentido....
Siempre nos quiere decir algo, la tierra tiene su propio lenguaje.
Bellos versos Carmen, un fuerte abrazo.

Lu dijo...

Nunca viví la experiencia Carmen. Imagino que es tal cual lo que describes, se pueden leer, como siempre en tu poesía, los sentimientos entre lineas.
"Nadie queda en sus cabales cuando te metes por la cornisa, por los vidrios, ranuras y tejados."
Aunque sea un contrasentido es una bella descripción de una situación angustiante.
Abrazo primaveral, ¡al fin asomó el sol en Ushuaia!

Ángel-Isidro dijo...

Busqué la luz y se oscureció, busqué la modestia y hallé un mundo
engreido, busqué la razón y te encontre a ti Carmen.
Gracias... Un beso.

TORO SALVAJE dijo...

Tiene que ser algo impresionante.
Temible.
Aparatoso.
La insignificancia de lo que somos...

Besos.

Carmen Troncoso dijo...

Torito, has dado en el clavo, eso es un temblor, algo aparatoso que nos remece, un abrazo grande!

Carlos Augusto Pereyra Martínez dijo...

No sólo es miedo, es flotar en lo impreciso, si habrá mañana. Qué bien logras hablar del sismo, de la conmoción interior, que genera el temblor mismo. UN abrazo. Carlos

ReltiH dijo...

HACES DEL DRAMA POESÍA. GENIAL!!!!!
ABRAZOS

la MaLquEridA dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
la MaLquEridA dijo...

Y sin embargo el mundo vive.


Un abrazo

lichazul alqantar dijo...

hay que aguantar sea como sea
vivimos entre dos placas tectónicas
así que de movernos ... nos moveremos por siempre

abrazos

Antonio Torres Márquez dijo...

Siempre un palcer volver por tu espacio.

Saludos.

Loli Salvador dijo...

Hola Carmen, creo que el temblor viene sediento, con ansias en creciente y sólo las palabras parecen rectas. Pidamos que no nos mate, porque ignorarlo no nos salvará.
Excelente poema. Un beso

Paula Álvarez dijo...

Este poema es, simplemente, maravilloso!! Un abrazo fuerte.