Seguidores

lunes, 27 de abril de 2015

EL INTERCAMBIO

El Terminal de buses
 parecía un buen lugar
para transacciones de alto vuelo.

Bajó del autobús
tímida la mirada,
pidiendo perdón a los dioses
de las montañas altas.

Ya le bailaría a la Virgen
para purgar esa falta
 en buenas manos crecería
quizá terminara por olvidarla

Su pequeña hija
llevaba un pandero
con cintas rojas y amarillas
que sonaba fuerte
a la orilla del asfalto

El dinero sin hacer ruido
cambió de manos. 
No obstante, yo que era testigo
de pena me fui encogiendo

Sin resistirse y contenta
se subio al bus jugando
con su pandero que suena
a despedida sin vuelta

A veces mira hacia el Norte
en mudo lenguaje
bailando con su pandero.
No olvida a su madre

que de lejos la cuida en el cielo





jueves, 23 de abril de 2015

ROJA ADORMIDERA

Quieta adormidera
satín en mis labios sinuosos
tocaste mi flor
estallando las dos en fulgor rojo

Inocentes en la pradera
como un vicio carnal
las amapolas prenden en mi
curando el dolor



                         Quiero escapar de la euforia 
                            de tus campos en llamas,
                               morfina en las venas.
                                 Idolo negro,
                               ingratas quimeras

viernes, 10 de abril de 2015

VOLCAN VILLARRICA




Azules violetas
minúsculas flores amarillas
bajo mis plantas, silencio
 y su húmedo verdor.

Vestida la tierra, tierno contento.
perfuma el viento
el ulmo apacible

Como en otros años
la fumarola encendida
se perdió tras la noche.

Madrugas sempiterno
no abres tu boca
sino para besar el cielo.

Sobre tus hombros
eterna Nieve blanca
rojo Interior de fuego.

Hoy sin tomar precauciones
empiezas a tirar
lo que no te pertenece.


Ladera abajo
abriéndose paso
el rojo dolor.

Volcan Villarrica
repercuten tus paredes
por la embravecida lava.

Un espiritu vengativo
consumido y violento
busca el rumbo.

Y todo corre,
la muerte emerge
caliente y húmeda.

Las nubes cenizas
no te guardan rencor
el viento disipa su huella.

Me seco las lagrimas
solo yo siento mío este caos
y la rabia de no hacer nada.