Seguidores

martes, 26 de abril de 2016

MI JARDIN

MI JARDIN


Los arboles me llaman
estirando sus ramas
los abrazo y cuelgo
de cabeza
para sacar 
nueces, higos y ciruelas
los damascos picados de pájaros
sucios los comeré  


borrando de mi boca
el tinte de la fruta fresca

Mantos de Eva ocultan orugas
que ascienden mohínas al olivo,
 guirnaldas peludas
de encendidos colores,
ocultas tras las aceitunas
que se descuelgan entre mis trenzas.

Camelias de fucsia furioso
blancas y en tonos rosa,
heliotropo fragante
 trepando al solsticio
un jazmín siberiano.

Transitan caracoles,
babosas, chanchitos
ordenadas filas de hormigas
cienpiés sin ojos,
furtivas arañas
tejiendo con sus telas
resistentes laberintos.

La palmera anida visitantes emplumados
 torvos cernícalos, zorzales, tortolitas
lechuzas blancas de punto fijo,
me asustan sus nocturnos craqueo
cuando fulmines se lanzan
sobre una presa que no tiene albedrío.

LOS LIMITES DEL JARDIN

En los muros de mi jardín

los pájaros
conspiran con sus trinos
bulliciosos colores en mi mente

Por la escalera colgante
subo a la húmeda zona de la niebla
oteando la bruma en el horizonte
mi árbol casa se eleva vertical
sus ramas rasguñan
con preguntas a un cielo macilento

Capullos 
de flores domingueras,
flor de la pluma
primores alados
migran en mi lenguaje

La maleza interminable
pichogas y ortigas
glorieta de rosas mosqueta
en el sendero, los nardos

Borrándose las nubes

aparecen mas recuerdos
he ido descifrando 
esta linea del tiempo
Frágiles delfinium,
 cedrón, rododendro...


* Jorge Ignacio Nazabal  -  Cuba










viernes, 18 de marzo de 2016

Mi Vida en el Cerro Alegre



EL CERRO

Tras la verja de
altos barrotes
tres escalones de mármol blanco
una pesada puerta
que no cierra
La mampara
con vidrios biselados
tiene bisagras oxidadas
esa es la entrada
a la vieja casa



En el cerro nacen
escaleras caracolas
quebradas de buen talante
paseos sin descanso
y ascensores movidos por el viento.

Eucaliptus y arrayanes
perfuman laderas y zanjones
con regocijada maleza
de verdes orillas

caminos acinturados
zigzaguean por caprichosos riscos
que cruzan entrelazados

estos bosques cerrinos









* Claudio Rodriguez Lanfranco


jueves, 4 de febrero de 2016

Reprogramacion

Todo lo que busqué 
aparecio
rodando por ahí
descubrí que mi pena
estaba enterrada
en el aire

cambiare
a un tiempo
esta dolorosa programación
removeré estos escombros

En este bosque 

de roble pellin
mi estatua  ha cortado 
relaciones con su entorno

Sobria

controlando
el ligero temblor de sus labios

                       Respira hondo


                                                         rompiendo 
                                                                          esa manera de mirar


Objetivamente al mediodia
no es posible que pueda descansar
 la quebradiza ilusión


Ella me mira
con desprecio
desmoronándose

el sexo oportuno
fustiga suavemente
mi memoria mítica

* Sabina Nore

jueves, 28 de enero de 2016

LAS OLAS

Las olas
no me dejan ver el mar
incansables sus manos
azotan la arena

Se toman la playa
restallan sobre el pavimento
suben incontrolables por
la acera

Cruzan la calle
y se encaminan
hacia los estacionamientos

Las puertas de los edificios
gimen
los ascensores escapan
asustados 

Las olas
y su espuma silenciosa
se tragan la ciudad
despojadas
de los derechos del mar

Todos flotamos
este sueño.
                                                               Esta rebelion de las olas
                                                                                                 recién comienza

* Chantal Barlow

lunes, 4 de enero de 2016

UN AÑO MAS PARA SOÑAR


No puedo edificar
la mirada
de un instante atrás
un presente desclasificado
a menudo engaña

Una copa rebosante
 transpira
a dorados borbotones

Con la puerta a doble llave
infatuada respiro
aterciopelado
el aire se cuela 

De los edificios 
un largo suspiro
baja por el ascensor
engalanado y trasvestido

Brillan las cuencas de sus ojos 
 huracanes  
llenos hasta los bordes

Que resista la lengua
mientras el discurso
sigue su marcha

Una lluvia rojiza
de adobes cae al suelo
 asombrado se siente
el pobre diablo 
  
El placer
bostezando medio dormido
se apaga
y espera, 
 no sabe que...
  
Soy el fango
de un lodazal primitivo,
cavernario 

Y por las rendijas
sueño
la libertad más terrenal
revolcada
soy toda la humanidad

Sueño
este sueño
a pedrada limpia


* Li Hui


martes, 15 de diciembre de 2015

Ramalazos cultivados en un sueño

Una flor se inclina mucho                        

para sobrevivir
Una flor se inclina poco
y pensativa
llama a la vida
para que la ayude
a crear
* Hsiao Ron Cheng - Japon

El alma llegó primero
se puso el delantal
y amaso días extras
para abuenarse
con el universo

En defensa propia
de la puerta de mi casa
he borrado el nombre
de la tortuga
Acaso me lo perdone alguna vez

La arena espera
su mejor momento
 se lanza contra el viento
para sorprenderlo
en acción
y sonrojarlo

La mordaza se revuelve
inquieta
La boca le ha mordido
torciendo con sus dientes
el propósito sombrío

El sol me es fiel
mientras me recorre
Conmigo  termina pronto
porque efusiva
otra espalda se le acerca
coqueta

La soledad desértica
se aproxima sin ruido
al oasis
y bebe algo oscuro
y pegajoso
que no es el maná
                                     prometido
* Joan Miró

Feliz la jaiva salió
corriendo de la basura
Sobre sus patas
una pulsera de cobre
reluciente

Invariablemente
seguiremos
con un mar de desperdicios
hasta que actuemos
como El pueblo elegido


El sueño
se despertó pensando
si era ya la hora
que estaba señalada en los libros
Por no saberlo
los nervios lo mataron

Las manos presumidas
palmearon al silencio
que se dio vuelta sorprendido

Las historias veloces
subieron al metro
Sin hallar donde sentarse
enmudecieron

En algún momento
los pobres del mundo
se comen un pollo con papas fritas
Y algo sonríe ampliamente
en su interior

Si una mariposa
distraída

guarda una promesa
Es posible que la muerte
se olvide de ella
* Michael Shapcott - Hartfor Conneticut USA

lunes, 23 de noviembre de 2015

AMAR EN EL UNIVERSO

Podría pisar cada huella tuya
y el calco imperfecto
haría que viviéramos
otra historia

Pero he decidido dar un paseo
alrededor nuestro
recorrer el pasillo de acodados silencios
regar nuestro árbol
que misteriosamente
se inclina hacia mi
cuando discutimos
o hacia ti
cuando ríes fuertemente

Cuando las flores vuelven
su rostro
escuchan con asombro
nuestros diálogos punzantes
de irrefrenable pasión
envidia rumiada,
legitima flojera,
y hasta falta de consideración



  

En el tesoro
de nuestra memoria
el espíritu se esquina
donde el deseo lo embriaga
y lo llama a que vivamos esta alegría.

Tu ronco y contundente canto
coreo contagiada
siendo parte de un universo
que nos desintegra sin censura

* Santos Hu Wang - Pintor del Sur de Taiwan. 1955.


sábado, 14 de noviembre de 2015

EL SHENANDOA


 El Sausalito
desciende en el Mississippi
laguna que desemboca en
la orilla opuesta de mi memoria

Rosado contra fucsia
mi vestido flotaba
sobre las verdes y
estáticas aguas

Navegando en El Shenandoa
al compás
del fraseo de las olas
gira la rueda fluvial.

El jazz improvisa
en el alma 
de los navegantes iniciados.



Dentro del barco
las risas despiertan
flotando en el río,
las canciones embrujadas
se funden con la corriente.


Rio abajo
los peces van nadando
en un mar de luces
dispersas en el recuerdo

Sensual la luna
a lo lejos sigue
danzando
con las sombras
que se arquean
en la madrugada
   
En El Shenandoa
navegamos más de una vez
contemplando la noche


lunes, 12 de octubre de 2015

GUARDIAN

Erase un soñoliento tripulante 
guardián a tiempo completo,
austero centinela
de cadenas 
en mantención

Fui tejiendo una larga alfombra
con golondrinas, gorriones y  jilgueros
 que se escurren picoteando
el tejido de mis manos



Contando puntos,
un derecho
dos luceros,
un revés.

La luna dura
una corrida completa



La casa vacía de lenguaje
luce sucia de pesares.

Mi gato se asoma
curioso y dócil
buscando tu sombra
en el escritorio.

Mi lecho cruje y protesta
 por la inquietante espera

 A un insensible reloj
atada
mi flor infinita
confiada desgrana 
su roja esperanza





sábado, 3 de octubre de 2015

LUNA ROJA

En el vacío tropieza el tiempo
rasgando el cielo
oblicuo, bermejo, un rayo
en blanco y negro
inspiradas
tomas fotográficas

De rojo danza la muerte.

Un eclipse se prepara
arrastrado por una 
 fuerza magnética fluyente

 Curiosas partículas
auguran un cielo
de besos tormentosos

Trémolos 
irrumpen un monologo sordo
de nubes al margen del universo


Con las manos en los bolsillos
silenciosa ríe
la luna roja
sin dejar huellas

* Trilby Cole